Una ventaja desesperada

Cambiemos cae en su propia trampa. Exige prohibir algo que después, para su conveniencia, implora que se permita. Las colectoras nuevamente están en el centro de la escena política nacional. Para el afuera, el Gobierno vuelve a dar otra muestra de la falta de coherencia y raciocinio al momento de implementar una acción. El único criterio que tiene es el de poder acomodarse a cada situación y sacar ventaja, es decir, lo que el mismo macrismo luego denuncia como jugada sucia cuando lo hace la oposición.

De este modo ahora hay un conglomerado de funcionarios nacionales rezando e ¡implorando! para que los jueces no aprueben el decreto que prohíbe las listas colectoras, decreto que el mismo Gobierno emitió para cercenar los caminos de la oposición.

En primer término, se puede vislumbrar por enésima vez cómo la gestión de Macri acomoda las piezas según su conveniencia. Embarra la cancha cuando ve que va perdiendo y, casi al estilo kamikaze, arriesga y quema todas sus naves con el fin de que el rival no obtenga victoria ni rédito alguno.

En segundo lugar, este nuevo deseo de Cambiemos es una forma de demostrar debilidad. Sencillo: si María Eugenia Vidal, la gobernadora de la provincia más importante del país (desde lo presupuestario y desde el tamaño del padrón electoral) piensa ahora poner su nombre para elaborar listas colectoras, lo que implica hacer pactos con el “peronismo light” o “republicano”, es porque hay un manotazo de ahogado allá a lo lejos de la costa. Sienten (o presienten tal vez) que necesita un refuerzo de votos, que sus números no le dan para batallar la provincia en octubre y, aquí el meollo de la cuestión, el nombre que encabezaría hasta el momento, la boleta nacional: Mauricio Macri.

El presidente de la Nación no tiene buena imagen, todo lo contrario. Cada día su presencia suma negatividad al horizonte electoral de Cambiemos y de allí surge tal medida desesperada. Para compensar esa pérdida de votos por el descontento y disconformidad con su gestión de estos tres años y medio, pretenden compensar sumando votos de otros sectores, intentando capitalizar la buena imagen que Vidal tiene en suelo bonaerense.

Por último, también queda expuesto el poco andamiaje y estructura que Cambiemos tiene a nivel político. Sin nuevos cuadros, con radicales díscolos  y otros que siguen y piden más presencia en las listas y cargos, el oficialismo va como candidato a presidente con un Mauricio Macri que se siente fuerte, capaz para volver a afrontar dicho desafío. Claro está que con eso solo no le alcanza. Y si bien el Círculo Rojo le ha dado señales para que desista en su candidatura, anticipando una derrota en octubre, él insiste en ser la figura central aunque todavía falta definir un candidato a vice. De ahí los rezos para que no se apruebe este decreto “anti colectoras”, para darle a Vidal, el as de Cambiemos, mayor flexibilidad.

No puede entonces ponerse la gobernadora de Buenos Aires en la lista presidencial pues no hay más cuadros o candidatos con buena imagen ante el electorado. De acuerdo al momento, el Gobierno cambia las reglas del juego. ¿Qué más debe suceder para que la ciudadanía reconozca el error de haber elegido soportar una gestión que luchó contra y no por los derechos de trabajadores, jubilados, empresarios? Cuando lleguen las campanas de octubre la decisión final debe ser pensar que para que todos puedan jugar, las reglas deben ser siempre claras, respetadas, iguales para todos.

RJT TV

Las mejores noticias de la TV, en un solo lugar


 

Radio Revista Salta vivo

 

Cotización del dolar

Cotización del Dólar

Satiricon

Previous ◁ | ▷ Next

Publicidad

Nuestra agencia de noticias es
Telam

Publicidad

Registro

Publicidad

Publicidad

RJTTV

Anuncio

Anuncio

Descargue nuestra aplicación

 

Descargue nuestra aplicacion...

Publicidad

Seguinos en twitter

Seguinos en facebook

Publicidad

Sociales

Previous ◁ | ▷ Next

Copyright © 2014. Todos los derechos reservados para Nuevasalta Multimedios.