El análisis de Raúl Timerman en exclusiva con Revista Jurídica

El Gobierno nacional vuelve a sorprender y sigue en la busca de la calma para apaciguar ánimos, en especial los de la economía. Con el Decreto de Necesidad y Urgencia que ayer publicó en el Boletín Oficial, lanzó una serie de medidas cuyo objetivo obturar la salida de divisas extranjeras (dólares) del país y evitar un nuevo “corralito”.

Mientras tanto, el precio de la moneda estadounidense no se desacelera lo suficiente, por lo que los precios de la canasta básica no le dan tregua a los trabajadores, que ven día tras día cómo su ingreso se deteriora.

Para entender este escenario, Revista Jurídica entrevistó al analista político Raúl Timerman, quien además es director de Grupo de Opinión Pública. La charla pasó por los temas más candentes como las medidas del ministro Hernán Lacunza, las decisiones de Mauricio Macri y el rol de la oposición, con las elecciones generales de octubre en un horizonte no tan lejano como marco.

“Cuando hablamos de los mercados hablamos de un mercado, que es el financiero. Utiliza como insumo principal el dinero y su resultado final también es el dinero. En el medio no hay maquinaria, tornos, represas, ningún tipo de elemento que haga pensar en una inversión distinta a la financiera, como la industrial. Ese mercado indudablemente se siente más cómodo con el oficialismo que con la oposición”, explica Timerman en un repaso de los hechos ocurridos desde el 12 de agosto, el momento posterior a las PASO. En su exposición, plantea lo que indudablemente es el meollo de lo que genera este tipo de crisis de forma cíclica, en determinados momentos de la vida del país. “El punto que se nos plantea es qué hacemos con la democracia: ¿le entregamos la democracia al mercado o la mantenemos en poder de los ciudadanos? El mercado muestra su rebeldía y su enojo si no es contenida de laguna manera, puede producir un gran daño a la economía del país. Básicamente en este caso a la fuga de capitales”.

El daño que este tipo de políticas genera es altamente dañino y los que pagan por ello son los sectores más postergados, quedando excluídos por completo. Hasta la clase media tuvo que ajustarse y relegar gastos sólo para destinar fondos de su economía interna para pagar los servicios básicos y, sobre todo, los alimentos. En este contexto, ante la mención de Revista Jurídica, el analista dijo que en este momento “la primera medida de gobierno debería ser declarar la emergencia alimentaria y destinar recursos a la alimentación de la gente a través de comedores infantiles, barriales, ONG´s, etc. Hacerlo de manera proactiva con la ministra Carolina Stanley, que tampoco se la ve. Ahí le doy la diestra a Juan Grabois cuando dice que no lo hacen porque no tienen corazón. En términos sociológicos, te diría que tienen una pertenencia de clase social, donde han perdido o no tienen la sensibilidad respecto al que no puede, al que no tiene”.

Mauricio Macri pecó de soberbia y no siguió los consejos del entorno más cercano, que le pedía cambiar el rumbo económico y proteger el capital político que le restaba desdoblando las elecciones. Pues bien, ni una cosa ni la otra. Los resultados están a la vista: Alberto Fernández le sacó más de 15 puntos de diferencia mientras que en provincia de Buenos Aires, Axel Kiciilof trepó a los 52 puntos, con un margen irremontable para María Eugenia Vidal. Es allí entonces donde el Presidente perdió el control político de la situación. En pocas palabras, Raúl Timerman lo resume de manera impecable: “Macri se llevó puesto a esa construcción política que había hecho que se llamó Cambiemos en su momento. Esperá la elección del 27 de octubre y a la noche mismo, el radicalismo se separa de esa coalición. Incluso pone en serios aprietos a Horacio Rodríguez Larreta en la Ciudad de Buenos Aires, donde debería ganar en primera vuelta. Pero en caso de no ganar en primera vuelta, deberá enfrentar a Matías Lammens en un balotaje cuando Alberto Fernández ya sea presidente electo. Ahí la cosa se complica”.

También hubo un momento para pensar cómo será el país tras el 27 de octubre, faltando poco más de un mes para el traspaso de mando. “Entre octubre y diciembre la situación cambia porque va a haber un presidente electo. Va a haber equipos de gobierno que se están formando o ya conformados que empezarán a trabajar con los del gobierno actual con vistas a lo que será el futuro gobierno. El futuro gobierno va a necesitar una tregua” afirmó Timerman, en referencia a cómo sería el plano político nacional para los días venideros.

Escuchá la nota completa:

RJT TV

Las mejores noticias de la TV, en un solo lugar


 

Radio Revista Salta vivo

 

Cotización del dolar

Cotización del Dólar

Satiricon

Previous ◁ | ▷ Next

Publicidad

Nuestra agencia de noticias es
Telam

Publicidad

Registro

Publicidad

Publicidad

RJTTV

Anuncio

Anuncio

Descargue nuestra aplicación

 

Descargue nuestra aplicacion...

Publicidad

Seguinos en twitter

Seguinos en facebook

Publicidad

Sociales

Previous ◁ | ▷ Next

Copyright © 2014. Todos los derechos reservados para Nuevasalta Multimedios.